Reseña: Génesis



Título: Génesis
Autora: Julián R. Rabadán
Editorial: Semilla Aérea
Páginas: 295
Precio: 11.96 €
Trilogía:
Los cruces del atisbo
1. Génesis
2. ???
3. ???
Ficha en la web

Mi nombre es Axel y ésta es la génesis de mi historia. Podría hablarte de un mundo oscuro y tenebroso en el que no querrías vivir. Puedo contarte sobre una realidad llena de luz y felicidad que desearás para ti.
Pero eso no es la vida, es crudeza y alegría, dolor y deleite. Una dualidad agridulce a la que todos estamos sometidos. Así también soy yo, un ser que ama y odia a la misma persona; que sufre y ríe. Un monstruo solitario que sólo puede vivir rodeado de gente

¿Qué más te puedo decir para convencerte? ¡Ah sí!
Mi nombre es Axel y ésta es la génesis de mi historia. La diferencia entre esta novela y otras es que trata de jugar con las emociones humanas, una historia no es más que una serie de hechos que les ocurren a unos personajes.
Lo que lo hace más real es los sentimientos, el amor, la ira, el deseo, la lujuria. Eso es el motor de las personas, sentir es vivir y vivir nos lleva a sentir.
Que la crudeza de los deseos y las emociones sea lo que nos permita dar el paso que inicia este vía.




Génesis es el primer volumen de la trilogía Los cruces del atisbo, escrita por Julián R. Rabadán. La obra está escrita en tercera persona y narra los encuentros y desencuentros de tres protagonistas principales: Axel, Marco y Daniel.

Nuestro primer contacto con el relato tiene lugar con una descripción de lo que podríamos considerar una escena típica: Axel se prepara para el encuentro con su amigo Marco. Pero ahí termina el tópico en la historia y cualquier información que creías conocer de antemano. A partir de este punto, literalmente, nada será lo que parece.
Aderezado con flashbacks que nos explican el inicio de la relación entre Axel y Marco, el primer capítulo nos sitúa en el momento clave del libro, ése en el que cada personaje toma un camino debido a decisiones vitales y donde se marcarán los objetivos a desarrollar en la historia. En esta narración la línea de salida nos la señaliza la ruptura de la relación entre Axel y Marco. 
A partir de ese momento Marco pasa a un segundo plano en la historia y Axel atraerá toda nuestra atención.

Motivado por un deseo de venganza, Axel se embarca en la búsqueda de un compañero que le siga en sus andanzas. Es aquí donde encuentra a Daniel. 
Ambos personajes no pueden tener personalidades más dispares. Mientras que Axel se caracteriza por una elegancia natural y un saber estar, Daniel es la viva imagen del aturdimiento. Axel proviene de un mundo lejano y oscuro, mientras que Daniel es un chico de su tiempo, usuario habitual de las nuevas tecnologías y con una serie de hobbies algo frikis.

Tras pasar una pequeña prueba (hacedme caso si os digo que nunca llegaréis a imaginar cómo se desarrolla esta escena), Daniel entra en plantilla y comienza a trabajar para nuestro otro protagonista. Ambos se embarcan en un viaje que les llevará a recorrer varias ciudades mediterráneas a bordo de un lujoso crucero. Durante el viaje Daniel sufre un transformación promovida por la necesidad de cambiar a nivel físico y mental. Esto le genera un aumento de confianza en sí mismo que será clave para el desenlace de la historia.

Pero recordemos que había un motivo por el cual ambos se dirigen a ese destino incierto. Axel tiene un objetivo y la ayuda de Daniel será vital en la consecución del mismo. Para llevar a cabo su plan con éxito, recurren a la ayuda de una tercera persona, Cassandra. Hacia la segunda mitad del texto, ella será parte importante en la crónica y, motivada por una mezcla de curiosidad y atracción, se unirá a ambos durante su odisea.
La característica principal de Cassandra os la dejo sin desvelar, ya lo descubriréis cuando leáis el libro (sólo diré que ella es… singular, cuanto menos, jajaja).

Bien, llegados a este punto ya tenemos reunidos en el mismo lugar de la historia al misterioso Axel, el cercano Daniel y la peculiar Cassandra. Todos ellos trabajando codo con codo para conducirnos al desenlace.

Los días continúan a bordo del crucero y la rutina se instala en la vida de todos ellos. Axel comienza a sentir que el propósito de su viaje se desvanece según pasan los días y ello les obliga a tomar una decisión, un cambio de rumbo. Tanto Daniel como Cassandra apoyan la idea, guiados por la necesidad de cambiar de ambiente y por el nerviosismo que les produce ver cómo se acercan a su destino. Por todo ello replantean la estrategia de venganza de Axel y entre los tres deciden literalmente terminar el viaje y dirigirse hacia otro destino.
Pero, como en toda historia que se precie, un hecho transversal (no os diré cual, no no, ni siquiera un pista) modifica los planes de los protagonistas. Ello obliga a Axel a desviarse previamente del trayecto y separarse de sus compañeros de viaje.

Y… 
Hasta aquí el resumen. Para saber si finalmente Axel se reunió con sus amigos y si consiguieron lograr su desafío, tendréis que leeros el libro.

Bouguereau: Dante y Virgilio en el Infierno (1850)

Vayamos por partes.
En primer lugar os preguntaréis el porqué de esa imagen introductoria a mi opinión personal. La respuesta es sencilla, ¿qué os hace sentir la imagen? Si es una mezcla de desconcierto, curiosidad y una cierta inquietud algo sombría, eso es exactamente lo que me ha hecho sentir el libro a mí. Os prometo que según iba leyendo más se venía a mi mente la imagen.

Intentaré desgranar un poco el libro sin llegar a revelar nada importante, pero no os creáis que es sencillo.
No me extraña que la editorial Semilla Aérea haya escogido a este autor como el primero al que van a apoyar en su andadura literaria. Julián tiene ese don que le permite escribir como si estuviese hablando contigo pero sin ser ordinario. Me han gustado muchísimo los diálogos entre los personajes porque son rápidos e irónicos. Sin duda es uno de los puntos fuertes del libro.

Otro punto a su favor son las descripciones de los personajes. Creo que ha sabido darles a cada uno de ellos una personalidad diferente entre sí y yo, que soy muy dada a ir adivinando lo que va a hacer cada héroe en cada historia, me he sorprendido a veces, porque aquello que creía que sería de una determinada manera acabó siendo completamente diferente. Genial.

Por poner alguna pega, diría que el número de veces que se repite la descripción de “la sonrisa de medio lado que tiene Axel” es un poco excesiva pero este hecho se pierde entre el resto de la narración que es realmente buena. Así que no he dicho nada.

“-La sonrisa perfecta volvió a aparecer.”
“- Si es tan amable. – Le respondió el sonriéndole y guiñándole un ojo.”
“Axel volvió a sonreír en señal de asentimiento.”
“…la sonrisa pícara que lucía”
“…con la sonrisa pícara de quien guarda un secreto”

Axel sonríe mucho, sí. Pero bueno, que todo sea eso.

¿Mi personaje favorito? No sabría decir. Me debato entre Daniel y Cassandra, y eso que yo siempre estoy de parte del antagonista…
Algo muy importante para mí son las motivaciones que llevan a cada personaje a resolver un conflicto de una manera u otra. Siendo sincera al comienzo de la narración no llegué a entender por qué Axel, que parece ser capaz de resolver sus problemas de forma autónoma, recurriría a alguien “normal” como es Daniel, pero la explicación tan sencilla que da el autor es tan simple como bien hilada. Sí, me ha cuadrado dentro de la historia.

Un factor importante es el hecho de que el malo no sea malo por un trauma de su pasado que le obliga a ser vengativo con todos los que le rodean (Gracias Marvel por destrozarme a Magneto). He leído el libro con miedo a llegar a una trágica niñez que me obligase a dejar de leer. Pero todo bien.

No conozco al autor, pero me da la impresión de que es una persona con mundo (lee mucho, viaja mucho o se documenta muy bien) y esto lo plasma en la obra. Todo el recorrido que hacemos durante el crucero tiene tintes muy reales, casi como si estuviésemos viajando con ellos. El único pero que le pondré a esta parte es que quizás se ha extendido demasiado en su descripción.
Tal vez fueran las ganas de llegar al final y saber cómo solventaban el problema los protagonistas, o quizás es que hay demasiado detalle acerca de cada ciudad que visitan, lo cierto es que un poquito menos no habría estado mal. Sin embargo todo lo que hay detallado está muy bien enfocado.

Se agradecen muchísimo las frases con concordancia y sentido. La ausencia de faltas de ortografía, aunque haya alguna que otra, no es lo primero que llama la atención cuando lees. Y el autor tiene talento para desviar tu atención de la realidad del libro pero sin marearte. No sientes en ningún momento que todo sea demasiado enrevesado como para perder significado.

Me han gustado las referencias a todo aquello que desconozco; desde análisis de sueños, teorías psicológicas hasta la exposición de la vida a bordo de un barco, pasando por referencias cinéfilas y menciones acerca del mundo del rol. Parece que no tienen nada que ver unas cosas con otras pero quedan perfectamente integradas. Y muchas más cositas que me encantaría decir pero restarían interés o sorpresa cuando lo leáis. Pero me estoy conteniendo mucho.

El mejor capítulo para mí sin duda `Regreso de Estambul´ (el título es mío, pero si Julián lo quiere to es hablarlo :D).

“La brisa del mar entraba por los balcones abiertos trayendo el olor a puerto y sal. La habitación, amplia para ser un camarote, le recordó a Daniel la oscuridad de una especie de templo, en silencio, con un aura casi mágica. Al encender la luz para ver el interior de la habitación, parte de esa magia se esfumó. Axel no paraba de canturrear e iba de un lado a otro lleno de energía.”

Los pequeños detalles sobre la escena en la que se encuentran los personajes siempre me parecen vitales y en las obras de los autores nóveles no suelo encontrarlas. En esta obra ocurre todo lo contrario. Para mí, en este capítulo es cuando Daniel comienza a tener relevancia y a tomar conciencia de su valor dentro de la trama.

Es un libro que se hace ameno. Me he reído en algunas partes y en otras ocasiones me he sorprendido con la secuencia de acontecimientos. Hechos que parece que tendrían una gran relevancia quedan olvidados y viceversa. Por ello no puedes presuponer nada en la historia.

Por último decir que el final no es para nada lo que me esperaba y que necesito urgentemente que salga a la venta la segunda parte porque ¿Qué ocurre con la otra “mujer” que está en la habitación de Daniel?, ¿Quién es el autor de ese otro “libro” que se menciona?, ¿Cómo utilizan el don de Cassandra?, ¿La “artista invitada” es malvada?... Esto es un sinvivir.

Al autor sólo me resta decirle que si nos deja la segunda parte para reseñarla sería un placer.
Y a vosotros, leedlo y pasaos por aquí a sacarme de dudas por favor. Cualquier teoría será bienvenida!

 





Ingeniera sin H

Un blog dedicado al mundo literario y al séptimo arte. Los autores Juanma Sarmiento (creador del blog), Manuel Castilla, Cipri Cáceres e Ingeniera sin H os traemos reseñas, críticas y demás secciones relacionadas con la literatura, las series y las películas. Esperamos veros en los comentarios :)

4 comentarios:

  1. Vuestra reseña es interesante a la par que divertida, he disfrutado mucho con ella y espero que Los Cruces del Atisbo: Réquiem os guste tanto como Génesis.
    Un fuerte abrazo y gracias de parte de vuestro amigo. Julián R. Rabadán ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti! Por el libro y por el comentario.
      Esperamos que tengas mucho éxito con la primera parte y que la segunda salga pronto a la luz.
      Un saludo ^^

      Eliminar
    2. Gracias a ti! Por el libro y por el comentario.
      Esperamos que tengas mucho éxito con la primera parte y que la segunda salga pronto a la luz.
      Un saludo ^^

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar

¡Hola, reader! A riesgo de sonar a cliché: un blog se nutre de tus comentarios.
Haz feliz al autor de esta entrada dejando algún comentario. Puedes comentar lo que sea, y él y todos nosotros te leeremos encantados.
Stay peculiar, reader!